Badajoz
12 °C
Parcialmente nublado
Viento 0 km/h
Humedad 94%
Cáceres
14 °C
Soleado
Viento 6 km/h
Humedad 94%
Mérida
13 °C
Soleado
Viento 4 km/h
Humedad 100%
Madrid
12 °C
Parcialmente nublado
Viento 0 km/h
Humedad 88%
El PP denuncia dictadura lingüística

"No hablar catalán balear es motivo de exclusión de profesionales sanitarios técnicamente cualificados"

Una moción de los populares insta a que en aquellas comunidades autónomas bilingües, con independencia de la procedencia geográfica de los profesionales sanitarios, se permita el acceso a la función pública sin restricciones
|

Catalina Soler: “el Gobierno de Armengol asegura que todo funciona bien y que el decreto del catalán no está afectando para nada ni está excluyendo a nadie”



El senador del GPP, Santiago Marí, ha defendido este miércoles, en el pleno de la Cámara Alta, una moción, que ha resultado aprobada y que insta al Gobierno a la adopción de determinadas medidas dirigidas a la provisión de las plazas vacantes en el Sistema Nacional de Salud.


El texto también insta a que en aquellas comunidades autónomas bilingües, con independencia de la procedencia geográfica de los profesionales sanitarios, se permita el acceso a la función pública sin restricciones. 


Que se valore como mérito el conocimiento de la lengua cooficial, pero que no sea éste motivo de exclusión de profesionales sanitarios técnicamente cualificados Santiago Marí ha denunciado este déficit sanitario que sufren algunas comunidades autónomas, entre ellas Baleares. 


“Es deber de los gobernantes atender a todos los ciudadanos y ofrecer el mejor servicio posible”, ha dicho, matizando que, de acuerdo con la distribución competencial en España, la atención sanitaria es una competencia ejercida por las autonomías. 


El senador por Ibiza-Formentera ha resaltado que en muchas comunidades, los puestos de trabajo sanitarios, sobre todo los más especializados, no se cubren y que esta carencia se hace más evidente en las comunidades autónomas bilingües. “Y esto puede conllevar un deterioro en los servicios sanitarios públicos”, ha puntualizado.


Marí ha explicado que, en caso concreto de Baleares, la exigencia de un nivel de conocimiento de la lengua cooficial para todo el personal estatutario del Servicio de Salud puede jugar en detrimento de la calidad de la asistencia. “Se está primando el conocimiento del idioma sobre la cualificación profesional y limitando al resto de ciudadanos el acceso a la función pública en estas comunidades”, ha asegurado.


El senador popular ha afirmado que es evidente que todas las comunidades quieren tener mejor servicio sanitario, con independencia de la procedencia de los profesionales y que todas las autonomías desean que sus ciudadanos, con independencia de su procedencia territorial, puedan trabajar en cualquier parte de España. 


“Desde el Partido Popular pensamos que los idiomas sirven para comunicarse y que son un gran valor que enriquece nuestra cultura. No es de recibo que la calidad asistencial de los ciudadanos de Baleares esté en riesgo por puro sectarismo de un gobierno anclado en el nacionalismo radical”.


Santiago Marí ha insistido en que “no se puede discriminar a nadie por no hablar un idioma, ni tampoco cerrar la puerta a buenos profesionales sanitarios y menos en algunas comunidades que ya tienen un déficit de ellos, como las Baleares y especialmente en las Pitiusas. Para finalizar, ha agradecido el trabajo que realizan los profesionales sanitarios en España: “queremos poner en valor y dignificar a los trabajadores del Sistema Nacional de Salud como pieza clave para mantener la calidad de la Sanidad”.


EN BALEARES EL IDIOMA SIEMPRE HABÍA SERVIDO PARA UNIR


La senadora por Mallorca, Catalina Soler, ha intervenido para rechazar las enmiendas porque “lo único que pretenden es vaciar de contenido la moción”. Ha criticado que a pesar de los problemas que padece la Sanidad en Baleares “el Gobierno de Armengol asegure que no pasa nada, que todo funciona bien y que el decreto del catalán no está afectando para nada ni está excluyendo a nadie”.


Soler ha mantenido que en Baleares “siempre hemos sido una tierra de convivencia, de acogida, de mezcla de culturas, en donde los idiomas nos han servido para entendernos y unirnos y no para separarnos y generar confrontación como está pasando ahora con un gobierno balear desnortado”. 


La senadora ha concluido diciendo que si a partir de 2019 el PP vuelve a gobernar en Baleares, “el catalán dejará de ser un requisito y pasará a ser un mérito y volveremos a abrir nuestros brazos a España, a Europa y al mundo”.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.